La Inversion Extranjera en Venezuela

Share/Save
Иностранные инвестиции в Венесуэле

Entrevista a la ex Vice Ministra de Comercio Exterior Internacionalista Marianny Rosado Prieto

Venezuela es un país sumamente rico en recursos naturales y talento humano, muchos se preguntan por qué no alcanza su desarrollo si parece tenerlo todo.

1.     ¿Cómo son las relaciones económicas de Venezuela con Estados Unidos? 

Muy fructífera a juzgar por los 590 mil millones de dólares que refleja la balanza comercial en los primeros 13 años de la Revolución Bolivariana, según datos de la Cámara Venezolana Americana de Comercio. EEUU es el primer destino de divisas públicas venezolanas, en 2013 recibió el 50% del total de los pagos internacionales que Venezuela realiza. Ese mismo año, 30% adicional de estos pagos se destinó a países donde EEUU tiene numerosos holdings:  Primero aquellos que son miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte OTAN que tienen Tratados de Promoción y Protección de Inversiones Extranjeras con Venezuela vigentes y Segundo países con Tratados de Libre Comercio TLC con EEUU, también vigentes. Esto quiere decir que, directa e indirectamente, EEUU está vinculado al 80% de todo el comercio exterior de Venezuela como destino de exportaciones, capitales y habría que agregar que buena parte del contrabando. La masa monetaria que se transfiere en divisas a EEUU tiende a incrementarse en relación proporcional con los ingresos petroleros totales de Venezuela, ya que está orientada a su captación y extracción. Por otra parte, en cuanto al comercio ilegal, la carga que se exporta fraudulentamente a través de medios marítimos es comprada por barcos de bandera estadounidense, constituyendo una larga serie y variedad de fraudes en el comercio exterior que además de dañar la economía, se sostiene con prácticas desleales hacia los competidores de otros países que comercian con Venezuela. La experiencia demuestra que EEUU son el destino final de la renta petrolera venezolana, su producción manufacturera y una cantidad importante del contrabando.

2.             ¿Qué significa la Orden Ejecutiva de Obama contra Venezuela? 

Hay un bloqueo comercial en progreso iniciado con el Decreto Obama que EEUU utiliza como base legal. La primera medida ha sido sacar a Venezuela del Sistema de General de Preferencias Arancelarias de EEUU, a ejecutarse en 2017, afectando 4400 productos venezolanos que ahora pagarán altos aranceles en aquel mercado. Las empresas, fundaciones y particulares de origen estadounidense y en especial las transnacionales, están exceptuadas de la aplicación de la Orden Ejecutiva. Desde el punto de vista jurídico, este decreto es inaplicable a Venezuela puesto que intenta, por la vía supranacional y extrajurisdiccional, imponer condiciones comerciales desfavorables al comercio exterior de Venezuela, menoscabando cualquier intento de desarrollo industrial con inversión nacional o internacional actual o que pudiera estar planificándose a futuro. El propósito final de la política exterior de EEUU y sus aliados respecto a Venezuela, es bloquear su irrupción como potencia antihegemónica mediana, capaz de crear con éxito un modelo económico alternativo al capitalismo.

Marianny Rosado Prieto

3.             ¿Qué opinión le merece lo que el gobierno de Nicolás Maduro está haciendo para corregir el conflicto económico?

Creo que el escenario en el que se desenvuelve el presidente de Venezuela, es absolutamente complejo y delicado. En particular porque la herencia de los procesos administrativos del Estado, antes del inicio de la Revolución Bolivariana, es una pesada carga para una revolución que se digna en ser pacífica y apegada a la ley. Normas internas, leyes y tratados vigentes, fueron  diseñados para  y sirven a  los propósitos de los intereses del capital transnacional estadounidense. De modo que toda la administración pública está plagada, así como el sector privado, de la corrupción propia del carácter delincuencial del capitalismo como sistema, y de las peores prácticas corporativas. El reto que enfrenta el presidente Maduro es darle una visión estratégica a la inversión extranjera, asegurando el respeto hacia el proyecto bolivariano, los planes nacionales, la legislación laboral, el medio ambiente y las disposiciones que puedan existir para el desarrollo nacional. Entendiendo por un lado la necesidad de inversión y por el otro, el valor estratégico de un nuevo mapa de inversión cuyos actores comprendan su papel como equilibrador de la correlación de fuerzas en el continente y lo que eso significa para el resto del mundo.  

Ud. participó o fue consultada para la redacción de la Ley de Inversiones Extranjeras decretada por el presidente Nicolás Maduro Moros en noviembre de 2014, la cual sustituye a la Ley de Promoción y Protección de Inversiones de 1999.  A su juicio: 

4.             ¿Qué piensa Ud. de esta nueva ley y cuál considera son sus debilidades y fortalezas con respecto a la ley que deroga y a la promoción y protección de la inversión extranjera en Venezuela?

La nueva Ley de Inversiones Extranjeras, busca cambiar la matriz relacional entre el Estado y el capital extranjero y transnacional, así como configurar nuevos escenarios de cooperación, complementariedad, desarrollo sustentable e intercambio justo. Una debilidad importante es que aún no se han desarrollado los procedimientos, por lo que su aplicación es todavía difusa. Una fortaleza que va a permitir mejores desarrollos ulteriores de esta ley y sus instrumentos conexos, es que ha despojado de base jurídica a los tratados de Promoción y Protección de Inversiones Extranjeras, sentando un precedente importante al proceso de deslindamiento del país respecto a los mecanismos imperiales de dominación, como está planteado en los objetivos del Plan de la Patria.

Para algunos especialistas en materia de inversión extranjera, esta nueva ley se traduce en mayores controles, restricciones y desincentivo para los actuales y potenciales inversionistas,

5.             ¿Qué opinión le merece esta apreciación?

Muy por el contrario esta es una ley que pone las reglas claras y genera oportunidades de inversión que antes no existían. Sería incluso deseable que sea reformada para perfeccionar sus capacidades de control, comprendiendo la naturaleza del juego económico capitalista mundial. Se ha estimado en esta ley que la inversión permanezca al menos 5 años en el país, que al retirarse se cumpla con las reglamentaciones laborales, que tenga un mínimo de monto a invertir razonable, que la inversión sea diversa (capital financiero, bienes tangibles, bienes intangibles y reinversiones), entre otras medidas que tienen como propósito generar condiciones jurídicas para relaciones de inversión de largo plazo.

Existen convenios bilaterales de inversión celebrados entre la República Bolivariana de Venezuela y naciones de otros países que gozan de mayores ventajas competitivas con respecto a la actual Ley de Inversiones Extranjeras.

6.             ¿Podría dar unos ejemplos?

Los acuerdos secretos con Estados Unidos de 1990 y 1991 sobre Inversión Extranjera firmados durante el gobierno de Carlos Andrés Pérez, constan de 3 instrumentos a partir de los cuales se generaron una serie de leyes, normas y procedimientos que reconstruyeron la relación comercial y de inversión a favor del capital estadounidense. Su vigencia y el secreto sobre las empresas que están amparadas bajo sus términos, constituyen una franca desventaja para la Nación. Luego, los Tratados de Promoción y Protección de Inversiones Extranjeras con Bélgica y Francia, resultan especialmente dañinos puesto que tienen elementos muy desfavorables, por ejemplo un mecanismo para activar la vigencia por el mismo periodo en que fueron suscritos estos acuerdos, en caso de establecerse la denuncia del mismo por parte de Venezuela. Esto equivale a haberse divorciado tras una relación de 15 años, pero tener que vivir con la persona de quien usted se divorció, por 15 años más. A partir de la promulgación de esta ley, existen las condiciones jurídicas para iniciar el proceso de renegociación de acuerdos internacionales que sustituyan a los Tratados de Promoción y Protección de Inversiones Extranjeras y mejoren las condiciones para Venezuela y para sus socios a futuro.

La República Bolivariana de Venezuela denunció al Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI), aún quedando a merced de éste a través del llamado <mecanismo complementario> que lo obliga a dirimir controversias ante el citado organismo si la contraparte es miembro.

ICSID

7.             ¿Cree Ud. que esta Ley de Inversiones Extranjeras otorga las garantías económicas, políticas y judiciales necesarias al actual o potencial inversionista extranjero?

La denuncia del CIADI responde a una doctrina jurídica y política, asertivas. Considerando que los fallos en contra de Venezuela han sido desfavorables en cada arbitraje internacional que le plantea el capital transnacional, la medida se estima apropiada y necesaria. Las condiciones desventajosas impuestas por las transnacionales, la padecen prácticamente todos los Estados que intentan desarrollarse soberanamente: frente al mecanismo de arbitraje aplicado por la CIADI se triunfa sólo de manera excepcional. Esta ley requiere un conjunto de modificaciones para ser óptima a los intereses nacionales y a las áreas de reglamentación que son del mayor interés del inversionista extranjero. Creemos que es por sí sola carece de todos los elementos necesarios al sistema de inversión extranjera. Se trata de un entramado jurídico complejo que se destina a producir el cúmulo de seguridades necesarias a ese inversionista extranjero que está interesado en Venezuela. El capital transnacional estadounidense o de los países aliados subordinados a sus intereses, tiene grandes ventajas en este juego que ellos mismos crearon para salir siempre ganadores, en detrimento del capital proveniente de países no alineados a EEUU. Ampliando este punto, el esfuerzo diplomático de EEUU hacia los países de América Latina de los años 90, posicionó sus intereses con todas las leyes y normativas internas necesarias a su expansión. Esto ha configurado el mercado a su favor y le ha garantizado grandes ventajas por encima de otros capitales que pudieran entrar en competencia. Los inversionistas de países aliados con Venezuela o simplemente no aliados a EEUU, han encontrado y encontrarán obstáculos para frustrar su inversión. Sin embargo, las tasas de ganancia sobre negocios en Venezuela es sumamente alta, para muestra la relación comercial con EEUU, con quien compartimos la 5ta cámara de comercio más grande del mundo y la cual concentra más del 91% de la inversión estadounidense en Venezuela. El tratamiento que recibe nuestra economía de acuerdo con las agencias de riesgo y los medios de comunicación de Wall Street es sumamente negativo, sin embargo, la razón por la cual EEUU conserva sus inversiones en Venezuela, mientras la ataca financiera, comercial, diplomática y mediáticamente, es porque no pretende permitir que otros capitales le desplacen de la posición de dominio que tiene desde hace 100 años cuando las petroleras estadounidenses y británicas iniciaron operaciones en 1916. Es importante mencionar aquí, que esto explica porqué ha sido frustrante el intercambio de inversión entre Rusia y Venezuela. Hay debilidades aparentes y múltiples acciones programadas para entorpecer estas relaciones. Rusia no conoce las verdaderas potencialidades del intercambio con Venezuela, no solo porque en esa relación median sujetos que protegen los intereses de los grupos de poder económico asociados a EEUU y sus aliados, sino porque en el campo de la ejecución de los proyectos conjuntos, los rusos han tenido que enfrentar innumerables situaciones incómodas, contradictorias e inexplicables, sin el apoyo apropiado que le permita entender que hay una guerra de capital sobre Venezuela, donde EEUU opera como su captor rechazando cualquier intento de acercamiento de un tercero. Sin embargo, este análisis ha sido provechoso para inversionistas rusos que por iniciativa propia, se han propuesto venir por sus propios medios a estudiar sus posibilidades de inversión en Venezuela. Las relaciones a las que aspira Venezuela son de largo plazo, estables, productivas, basadas en la realidad económica y las potencialidades bien calculadas de nuestras naciones. En la Comisión Intergubernamental de Alto Nivel CIAN, celebrada en Moscú en mayo de 2015, se hicieron esfuerzos de negociación para incluir a Venezuela en el sistema de metrología de Rusia, sin embargo, sobre la respuesta positiva de la institución rusa involucrada, la cancillería venezolana hizo silencio, bloqueando así este primer paso para sentar las bases de una relación duradera. Esto nos hace pensar que hay sujetos trabajando para impedir el despliegue del contingente comercial implícito en la relación Rusia Venezuela.

Putin y Maduro

Como conocedora del tema,

8.